martes, 8 de abril de 2014

Reseña: the Gabby Douglas Story

En realidad una reseña no es sino mas bien... algo.





Como su propio nombre indica la película nos cuenta la vida de Gabrielle Douglas, campeona olímpica individual individual en 2012. Así de sencilla es la sinopsis.

Lo que tú te esperas encontrar es una historia, medianamente  noña conmovedora  donde nos cuenta como Douglas consiguió superar sus obstáculos hasta ser campeona olímpica, con bastante gimnasia de por medio, porque estamos hablando de una gimnasta por tanto se entiende que la gimnasia es el eje central.
Pues poco de eso me he encontrado. Lo que me he encontrado es una historia llena de escenas surrealistas, cosas que ni explican ni resuelven e incongruencias donde la gimnasia tiene poco que ver.
Y ahora unos puntos de los que quiero hablar.

La familia. Que la familia sea importante se entiende y es necesario. Pero en la película lo es absolutamente todo, la gimnasia no tiene ninguna influencia para ella, todo se desarrolla en torno ala familia. Es como si fuese un hobby que se fue de madre.
Además están a vuelta con sus problemas a todas horas pero al mismo tiempo irradia un halo de familia perfectísima que atufa. Gabby va por la vida en fase destructiva haciendo flic-flac pero la madre y la abuela tan alegres ¿que se rompe un cristal?  ellas tan felices.

Cosas a medias. La película empieza desde el principio de todo y eso es el nacimiento de Gabby. Al segundo te dicen que tiene una enfermedad en la sangre y tú claro ¿Cómo le afecto eso? ¿Tuvo algún problema con eso al empezar con la gimnasia? Pues no lo sabemos porque el tema no se vuelve a mencionar y es como si nunca hubiese existido... parecido a cuando a la madre le da un mal y no puede trabajar en un tiempo y de nuevo eso se olvida al minuto siguiente y es como si nunca hubiese pasado.
Supongo que que dentro de esta categoría cabe el hecho de que la abuela desaparece por años y luego vuelve como si nada.

Incoherencias. Este es bueno, resulta que la hermana mayor es al que le enseña casi todos los elementos básicos y nada más llegar al gimnasio la niña se escapa y se pone ha hacer flic-flac como si llevase ya varios meses entrenando. Eso es exagerado y no se lo cree nadie. Lo mismo que cuando va al cursillo con Chow que le enseña a hacer un Amanar en 5 minutos y luego al día siguiente no sabe hacer nada (también había que dejar claro que los entrenadores de su antiguo gimnasio eran unos incompetentes de una manera sutil). Por no hablar de que nada más llegar al gimnasio de Chow ocurre lo siguiente:
Gabby: "Quiero ser campeona olímpica"
Chow (señalando a una niña): Ella también lo dice
Gabby: " D: Pero yo entrenare muy duro, todos los días, lo prometo."
Y seguido nos lleva a una escena con unos paneles calendario gigantes donde empiezan su cuenta atrás a los olympic trials... muy lógico. Te llega una chica nueva y te centras precisamente en eso.

Y es que la relación con Chow y todo lo que le rodea es MUY graciosa, la primera vez que Gabby lo ve por la tele se queda en un estado de éxtasis y suelta (bajo la incrédula mirada de sus hermanos) "Es mi entrenador" como quien tiene una revelación y de ahí pasa a una obsesión enfermiza digna de una acosadora. Y ya cuando lo conoce en persona su reacción es la de haber conocido al amor de su vida, solo faltaba el viento y la música sexy de fondo.

Pero lo peor de todo ha sido la ausencia de momentos gimnásticos relevantes, los campos de entrenamiento ni se mencionan, lo que le supone ir a un campeonato nacional, ignorado casi por completo. El mundial de 2011 no existe y creo que el primer mundial de una gimnasta es importante, la American Cup y los Trials muy por encima. Todo muy, Gabby va a esta competición pero no hay nada "suyo" en eso. No sabemos que siente ella ante o durante una competición o lo que significan para ella.
Lo único que tiene relevancia es cuando la cagó a base bien en el nacional de 2011 en barra. Y que decir que después de los trials empiezan las imágenes de Gabby en los juegos. No hay metraje ni después de los trials ni de los Juegos.
Otra cosa es la constante sensación de soledad que lo impregna todo, es como si sólo existiese ella, no hay ni un triste "en esta competición hay chicas muy buenas" ni se menciona al equipo nacional. También cuando está en Chow la propia Shawn Johnson debería estar allí y tenían el mismo objetivo, pero no, en Chow solo existía ella.

Nos quieren contar la historia de una campeona olímpica y se saltan lo más importante y casi pasan de puntillas el como llegó hasta allí. Muy bien.
Y da la sensación de que va a los Juegos ella sola, otras posibles candidatas no existían. Aunque no se digan nombres ni salgan imágenes que menos que mencionarlas como algo que existe.

Para terminar, me parece bien que al final se usen imágenes de los Juegos, pero no que se mezclen imágenes reales en mitad de una trama de ficción. Queda muy cutre. Con eso me refiero a las imágenes de Shawn entremezcladas con el Chow falso. O las imágenes de las competiciones de Gabby mezcladas con la Gabby falsa.


Y la guinda del pastel. La familia tiene un mastín que muta en pastor alemán.

7 comentarios:

  1. Jajajajaja! está genial contado, gracias!

    ResponderEliminar
  2. Todavía no la vi y ya me la imagino...
    Me encantaría leer tu versión de la reseña de Stick It.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Lo de Stick it es una buena idea! pero si eso más adelante :3
      Aunque esa película dentro de lo que cabe me gustó.

      Eliminar
  3. A mí la que me gustó fue Días Rebeldes.

    ResponderEliminar
  4. Respuestas
    1. ¿Y cómo se podría mejorar? Y mira que en al primera línea pone que no es una reseña al uso...

      Eliminar
  5. Te recomiendo verla de nuevo y analizarla, te darás cuenta de muchos detalles

    ResponderEliminar

*Trata de ceñirte al tema en la medida de lo posible, de no ser posible hay una bonita cuenta de Ask.fm o correo electrónico . La autora del blog no muerde (muy fuerte) :3
*Spam no, gracias.

Y sobre todo, muchas gracias por tu comentario. ^^