domingo, 26 de julio de 2015

Lauren Mitchell no tira la toalla


                                                       Lauren Mitchell con sus muletas (The west australian)

Lauren Mitchell había vuelto a la competición solo semanas antes de romperse el ligamento cruzado de la rodilla derecha antes de los Juegos Universitarios.
"Debía tener mucha energía ese día pues mis acrobacias eran muy altas" dijo Mitchell.
"Esta acrobacia en particular fue demasiado alta y mi tempo se perdió. Aterricé sobre una pierna extendida y me fui para atrás y a un lado. Pero no pensaba que era el cruzado. Normalmente los cruzados suelen inflamarse al momento... y yo podía andar, ponerme de cuclillas y esturar la rodilla."

A Mitchell le realizaron un escaner esa noche, pero no estaba demasiado preocupada hasta que recibió una llamada con las malas noticias.
"Estaba llorando en la cama" dijo "Inmediatamente pensé: No puedo hacer esto otra vez. Estaba pensando en mi hombro (reconstrucción después de Londres 2012) porque fue un proceso muy lento y largo y fue difícil volver después"

Pero dos semanas después de la operación, la campeona del mundo en suelo de 2010 estaba determinada ha hacer todo lo posible parar ir a unas terceras Olimpiadas.
Mitchell dijo que quería mostrar los resultados de un nuevo programa de entrenamiento en el que había invertido los 12 últimos meses, resultados que ella cree lo suficientemente buenos para estar en una final en Rio y darle una oportunidad de conseguir una esquiva medalla olímpica.
Mitchell, 24, dijo que el primer cirujano  que vio estaba preparado para hacer una reconstrucción tradicional a los pocos días de la lesión.
Pero posteriores consultas con el personal de WAIS y otros cirujanos le hicieron optar por el procedimientos LARS* con la esperanza de volver en seis-ocho en vez de en los diez-doce meses del método tradicional.

"Esa fue una de las decisiones más difíciles de tomar. Estar al final de mi carrera, pensando en la retirada, pero también pensando en mi cuerpo. Quería entrar en el siguiente año sin remordimientos. Pienso que si me decidía por la operación tradicional probablemente tendría el remordimiento de ¿y sí...? Puede que aún así no llegue a Rio, pero lo voy a dar todo"

La cuatro veces medallista de oro de los Juegos de la Commonwealth espera dejar las muletas en una semana para embarcarse en una dura rehabilitación.

Fuente
 
*El método LARS consiste en implantar al paciente un ligamento artificial

1 comentario:

  1. Dios... No se que decir su determinación es lo máximo por eso es que yo también le pongo las ganas al 100 en el gimnasia por que eso es lo que nos hace diferentes, mejores atletas, amo a lauren y la he visto tanto en beijing como en Londres y espero también tenerla en río, gracias kleon tu blog es lo máximo lo mejor es que puedo ver a otros gimnastas de otras partes del mundo y conocer sus hazañas como ellos son los que están al final del camino que yo estoy recorriendo todavía, ojalá todos me logren ver aquí algún día ya sea por que logre ganar una medalla o por que me lesione luchando por una.....

    ResponderEliminar

*Trata de ceñirte al tema en la medida de lo posible, de no ser posible hay una bonita cuenta de Ask.fm o correo electrónico . La autora del blog no muerde (muy fuerte) :3
*Spam no, gracias.

Y sobre todo, muchas gracias por tu comentario. ^^