Calendario

lunes, 23 de diciembre de 2019

Repaso a una década - Parte 4

Ya estamos en la recta final de este repaso, hoy nos centremos en lo que ha ocurrido sobre la barra en los últimos diez años. Que han ocurrido cosas muy bonitas y caóticas.

Corría el año 2010 y en Rumanía había vida en ese año las campeonas tanto de Europa como del mundo fueron rumanas. Amelia Racea ganó el europeo y Ana Porgras, una de las gimnastas más elegantes que he visto, lo hizo en el mundial.




Viviendo la que era su plenitud en 2011 Anna Dementyeva sumo el título en barra al individual del europeo de ese año.


En el mundial Sui Lu fue la que conquistó el título mundial con un ejercicio realmente maravilloso.


En 2012 una Catalina Ponor que regresaba a la competición se llevó el título. Posicionándose como una de las favoritas a repetir lo conseguido allá por el 2004.


Pero quien fue la campeona olímpica en Londres 2012 fue Deng Linlin para disgusto de Sui Lu


En 2013 Larisa Iordache consiguió su primer y único título europeo en barra, sí, sólo tiene uno. ¿No tenéis también la impresión de que tenía más?


El mundial fue aquel donde Aliya Mustafina consiguió su único oro mundial en una final por aparatos. Sí, también suena muy extraño, pero nada comparado con este título que creo que era lo último que nos esperábamos que pudiese ocurrir.



Después de un par de años con rumanas llevándose el título en barra en 2014 fue el turno de Maria Kharenkova.



Es que parecían estar turnándose porque en 2015 Andreea Munteanu ganó de manera inesperada.


En el mundial la cosa era distinta y Simone Biles lo dominaba casi todo llevandose los títulos de 2014 y 2015


El año olímpico no interrumpió esta especie de cosa de ir turnándose en la barra a nivel europeo con Aliya Mustafina siendo la campeona de ese año.


Algo cambió en los Juegos de Rio 2016 cuando Sanne Wevers se llevó el oro con un ejercicio muy distinto y muy complejo.



El europeo de 2017 y el título de Catalina Ponor supuso el final de los turnos entre rusas y rumanas y también el último título que consiguió Rumanía antes de sumirse en el caos o en la UCI.


Lo del fin del turnismo venía a que en 2018 Sanne Wevers fue la campeona de Europa y este año lo fue Alice Kinsella, de quien me había olvidado completamente.





El mundial de 2017 fue ampliamente recordado entre muchas otras cosas por los sablazos nivel leyenda que se metían en la ejecución en barra. Pauline Schäfer fue de las poquísimas que supero el 8 en ejecución y ello le sirvió llevarse el título.


En 2018 tuvimos la gran fortuna de ver como Liu Tingting conseguía un título mundial con uno de los ejercicios mejor construidos que existen.


Y después de un inciso Simone Biles ha vuelto a lo más alto de podium acumulando su tercer título en este aparato.





1 comentario:

  1. Ohhh, Ana Porgras, parecía que lo hacía con los ojos cerrados la barra, recuerdo pobre a Sui Lu como lloraba cuando perdió la final en London 2012. Yo siento que Aliya Mustafina mejoró mucho en este aparato a medida que fueron pasando los años con su elegancia y pegándola en el momento justo se llevó el título mundial y europeo haciendo dos ejercicios dignos de admirar. Sanne fue todo un espectáculo y super merecido para el equipo Holandés. Por último Ponor una diva en la barra.

    ResponderEliminar